contadores web -----------
BIGtheme.net http://bigtheme.net/ecommerce/opencart OpenCart Templates
Inicio » Regionales » Piojó » Piojó construye su producto turístico

Piojó construye su producto turístico

La planificación del POT apunta a consolidar la vocación de tierras para promover inversión y generar desarrollo con el ecoturismo, mirador y sitios de sol y playa. Generar empleo, uno de los retos.

Piojó tiene el punto más alto del Atlántico: 530 metros sobre el nivel del mar con el Cerro de la Vieja, la reserva productora y protectora El Palomar con 772, 3 hectáreas, más de 600 hectáreas de playa en Punta Astilleros y áreas donde hay evidencias de ocupación prehispánica. Estas características de su área territorial (258 km2) la convierte en un potencial destino turístico del Caribe colombiano.

Estas bondades de la naturaleza están siendo valoradas por turistas locales e internacionales que han recorrido sus paisajes, identificando grupos de especies de los ecosistemas como bosques seco tropical y palmares nativo, han disfrutado el nacimiento de cuerpos de agua naturales como los Charcones.

“Las caminatas están siendo muy promovidas y con personas que vienen de otras regiones del país y hasta de Estados Unidos. Ellos han visitado reservas de árboles a medio kilómetro del casco urbano de Piojó, llamada ‘Carbaduría’ que tiene árboles de mamey y una piscina natural”, cuenta Dayron Villanueva, residente en Piojó.

Los nativos están siendo formados para conformar grupos de protección y guía, destaca la docente en Administración Turística de la Universidad Autónoma del Caribe, e investigadora Beatriz Díaz Solano. “Piojó debe ser el primer municipio con un producto turístico conformado y con visión internacional. Y se debe tener en cuenta el desarrollo en el cual se puede caer sino se planifica”.

Wilmer Jiménez Torregrosa, alcalde de Piojó, dice que en su plan de desarrollo está el interés de avanzar hacia un plan turístico. Es por ello, que el plan de ordenamiento territorial (POT) que está en construcción y estudio con la asesoría con el Departamento Nacional de Planeación, se sentarán las bases para reafirmar la vocación turística por encima de la agropecuaria que antes predominaba.

“Tenemos una oportunidad para estudiar y trabajar”. Juan Goenaga Morales, nativo de El Cerrito.


Juan Goenaga camina por el patio de su casa en El Cerrito desde donde se observa el Caribe Aventura.
Juan Goenaga camina por el patio de su casa en El Cerrito desde donde se observa el Caribe Aventura. Mery Granados
Planeación Nacional, por su parte, indica que Piojó tiene una “estrategia de POT modernos”, cuenta con un avance del 29% y desarrolla la gestión del riesgo, el diagnóstico territorial y la estrategia de participación.

Cecilia Arango, secretaría de Planeación de la Gobernación, agrega que en el caso del plan de ordenamiento departamental, que también sigue su etapa de construcción y participación, solo es un instrumento que sugiere a los municipios como proyectar sus áreas y en ese instrumento se oficializa que Piojó sea un corredor turístico. “La Gobernación ofrece las inversiones en infraestructura, pero los municipios son libres de aprobar su POT”.

Joe García, biólogo de la CRA, señala que todo POT aprobado debe tener en cuenta los determinantes ambientales que incluyen las reservas, áreas de protección y cuerpos de agua.

El alcalde de Piojó reconoce que también han aprovechado el impulso de la inversión privada del parque temático Caribe Aventura, que es de USD 17 millones, según Ricardo Alfonso Chen, representante de 6 Holding SAS, grupo inversor de Panamá.

El gobierno municipal y departamental han sumado con la construcción del plan de ordenamiento turístico y de un producto en este sector que apunte a un desarrollo económico.

El alcalde destaca que la gestión del gobernador, Eduardo Verano, ha permitido mejorar viviendas, vías terciarias, alcantarillado y agua potable. “Y ha cumplido. El desarrollo turístico está planteado porque buscamos generar empleo. El desempleo nos golpea mucho”, dice Wilder Jiménez Torregrosa.

En los predios de El Cerrito se construye el parque temático, y un carro de bombero llega cada 15 días, dice Juan Goenaga Morales, quien vive hace 25 años en el corregimiento, es bachiller y papá de un niño de dos meses. “No tenemos agua permanente. Sí hay un tanque para llenar su capacidad de 10.000 litros que nos abastece”.

El Cerrito no tiene una tienda, tienen un inspector; habitan 285 personas en 19 casas; un colegio con dos salones, dos profesoras que llegan de Puerto Colombia y Piojó, y un puesto de salud que tiene a profesionales cada 15 días. “En nuestras casas pueden habitar hasta tres familias. Es una oportunidad con todo lo que puede generar el parque y el turismo. Una oportunidad para que las autoridades nos miren y se pueda mejorar El Cerrito; capacitar a los jóvenes. Yo vivo con 13 personas, de las cuales seis son mujeres y dos son solteras”, cuenta Juan Goenaga Morales.

Piojó sería el primer municipio con un producto turístico conformado y con visión internacional», Beatriz Díaz Solano, docente en turismo e investigadora en medio ambiente.

” Interior de la vivienda de José Luis Julio en El Cerrito. Mery Granados
Ricardo Alfonso Chen afirma que desde el comienzo de las obras el 1 de septiembre de 2017 han explicado el beneficio social para Piojó. “Estamos preparando a la comunidad para que sean los que trabajen con nosotros en el parque. Y la contratación de ese personal es responsabilidad de las marcas que estarán prestando los servicios de alimentos y bebidas, y lo ideal es que vivan cerca del municipio. No a dos horas”.

José Luis Julio, nativo de El Cerrito, tiene 23 años, no terminó el bachillerato y tiene cerca en la puerta de su casa a su mamá, Ledis Charris. Ella admite que depende de lo que gane su hijo. Se retira y entra a la sala oscura de piso de tierra, vacía. Una nevera de base oxidada, y una pequeña mesa redonda arrinconada. Los cuartos están sin puertas tapados con telas que cuelgan desde los bordes de los marcos.

–¿Qué te gustaría estudiar o aprender?, le pregunta el periodista.

–No sé. No estoy capacitado. A uno le pedirán el cartón si quiero hacer algo.

–¿Y si te ofrecen capacitarte para trabajar en el parque temático?

–Podría ser piscinero.

Julio trabajaba en labores en fincas de arreo de ganado, corte de monte y algunas faenas de pesca en la Ciénaga del Totumo, pero ahora trabaja en las obras civiles del parque. “Vivo de lo que hago a diario. Hace un mes me presenté al ingeniero de la obra porque estaba varado y me dieron trabajo. Me pagan cada 12 días, y recibo el doble de lo que ganaba en una finca”.

Cuerpo de agua dentro del proyecto Caribe Aventura.
Cuerpo de agua dentro del proyecto Caribe Aventura. Mery Granados
El alcalde de Piojó reconoce la falta de empleo como una de las problemáticas, y dice que desde junio aspiran a llevar el Sena al municipio para capacitar personal para la demanda de empleo en servicios que se deben generar con el turismo y el primer impacto del parque temático cuando abrirá en diciembre. “Será necesario el interés que muestren las personas para inscribirse en las formaciones”, dice Jiménez.

La apuesta por el turismo tendrán que definirse en agosto cuando el estudio del POT moderno se entregue, dice el Alcalde. Y sobre el uso de las tierras, Wilmer Jiménez indicó que hay más de 1.000 hectáreas del municipio que permitirá traer más inversionistas de México, España y Colombia, que presentarán sus proyectos para el desarrollo de hoteles y otros parques temáticos en Punta Astilleros, donde hay 600 hectáreas con vocación turística.

ElHeraldo

Te puede interesar

‘Vía Usiacurí – Aguas Vivas incluirá acceso a reserva ecológica Lurisa’: Verano

A la optimización de la vía Usiacurí – Aguas Vivas (7 km) que está en ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!
WhatsApp Escríbenos aquí al WhatsApp